La música, como campo específico de las artes, comparte con éstas su capacidad para expresar y representar la realidad, constituyéndose como medio de comunicación y de las relaciones personales. Para ello, emplea como agentes y elementos mediadores los sonidos y sus cualidades, desarrollándose en el ámbito de la percepción de lo sucesivo, es decir, en el tiempo.

La vivencia, la apreciación y comprensión de los elementos que conforman el hecho musical favorece procesos que involucran aspectos psicomotrices, perceptivo cognitivos y socio afectivos que inciden favorablemente en el desarrollo a lo largo de la Educación Primaria, alcanzarán su madurez en esta etapa.

El tratamiento educativo de la música en la Educación Secundaria Obligatoria se ha de basar en su valor formativo con respecto a los aspectos anteriormente mencionados, contribuyendo al desarrollo integral de las capacidades de alumnos/as.

La música aparece como un componente esencial en los actos, fiestas y actividades de todo tipo, que se desarrollan en nuestra comunidad. Por lo tanto, la realidad musical andaluza supone al mismo tiempo una constante oferta sonora para los alumnos/as y un importante objeto de estudio por la información, vivencias y contextos que ésta aporta en la construcción de los diversos conceptos, procedimientos y actitudes incluidas en el marco de la Educación Musical a lo largo de la Educación Secundaria Obligatoria.

A ello hay que añadir la importancia que, merced a los medios de reproducción y difusión, ha adquirido el hecho musical como fenómeno de comunicación social, sobre todo en los últimos tiempos.

En el aula de música disponemos de un piano electrónico, ordenador, pizarra digital, equipo audiovisual y diversos instrumentos y materiales para la realización de prácticas musicales y audiciones. El aula está insonorizada y climatizada.

El área de música en la Educación Secundaria Obligatoria ha de orientarse a que los alumnos/as valoren y aprecien el hecho musical como medio de comunicación y de relación social, adquieran ciertos conocimientos básicos y amplíen sus dimensiones estéticas, integrándose de manera activa en el mundo musical.

La finalidad del área de música en esta etapa es desarrollar la sensibilidad musical de los alumnos/as, su apreciación estética y cultural acerca da las diversas manifestaciones musicales, así como sus aptitudes para la realización, individual y grupal de actividades musicales, sobre todo en contextos de expresión y comunicación.

Nuestro objetivo es, además de llevar a los alumnos el currículum de música, acercarlo y aficionarlo en la medida de lo posible a la música, mediante las clases y actividades extraescolares. Siempre intentamos ir dando la nota así que si tienes alguna sugerencia, propuesta, etc. no dejes de consultarnos, ¡la aceptaremos encantados!

Terminaremos con una frase de Enrico Fubini:

 

“Para los románticos, la música es la condición

ideal y perfecta del arte, la meta imaginaria

hacia la que se encaminan todas las artes”